luis perronegro

luis perronegro

sábado, 28 de octubre de 2017

nos comíamos el amor a bocanadas










Nos comíamos el amor
a bocanadas
y el deseo entraba en nuestra piel
como puñales de fuego.

Nos comíamos las bocas
a cucharadas
y no nos dejábamos un beso sin dar
ni un trozo de saliva sin prestar.

Nos comíamos la noche,
dejabamos la luna desnuda
y mientras el cielo se hacia carne
nos contábamos los tatuajes.

Nuestro amor se parecía
al batir de mil mariposas,
no paraba de abrir primaveras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario